Home / INTERNACIONALES / Reelección, fenómeno electoral vulnerado en países de Latinoamérica

Reelección, fenómeno electoral vulnerado en países de Latinoamérica

Bolivia, Nicaragua y Honduras conviven con fases de tensión política y social en los últimos años,  pues los mandatarios de estos países manipularon el factor de la reelección controlado por sus Constituciones y cuestionado por los organismos internacionales, alterando la continuidad democrática.

El escenario se repite generalmente en Latinoamérica y los resultados no siempre son favorables. Este arbitraje provoca alarma en parte de la sociedad de un país y suscita un mar de incertidumbre en la misma.

En Ecuador el panorama es antagónico pero no deja de ser polémico. El presidente Lenin Moreno, en medio de disputas con el exmandatario Rafael Correa, aprobó  por decreto sin esperar el dictamen de la Corte Constitucional, una consulta popular para determinar si los ciudadanos optan por suprimir la reelección indefinida.

Son numerosos los casos que se han presentado en la región, dónde mandatarios dispuestos en el poder, buscan establecer imposiciones y alterar puntos clave en materia electoral. Todos estos  contextos surgen  violentando la Constitución de cada uno de los países que ya establecen esas posibilidades.

Carlos Romero, internacionalista y profesor universitario, indica  que la reelección ha sido un tema trascendental y a la vez problemático en la historia reciente de América Latina.

En la colectividad suele trascender la pregunta de cuál organismo internacional posee potestad para aclarar estos casos que terminan desafiando la verdadera democracia e  implantando un conflicto político y social por la manera en que son enmendados los cambios.

La Organización de Estados Americanos (OEA), instaurada hace casi 70 años y que busca fomentar en los estados miembros la justicia y paz, se encarga de ejercer medianamente presión en los países de la región al momento de germinar una crisis de esta índole. Sin embargo, Romero explica que este organismo garante “sólo puede condenar este tipo de interpretaciones negativas para la vida democrática”.

Romero acentúa que las reelecciones presidenciales son catastróficas, “un ejemplo notable es como en el segundo mandato de Correa o el cuarto gobierno de Daniel Ortega en Nicaragua no brotaron resultados positivos como pasó en sus primeros mandatos”.

“En Honduras vemos un claro y abierto reto al derecho internacional y al derecho interno del país por la manipulación que ha hecho el presidente al resultado electoral que está buscando la reelección” señala Romero en relación a lo que ocurre actualmente en ese país.

La oposición de Honduras, encabezada por el candidato Salvador Nasralla y el expresidente derrocado por también buscar la reelección, Manuel Zelaya, solicitaron un nuevo escrutinio ante presencia de observadores de la OEA, Unión Europea por irregularidades en el proceso.

Bolivia no se aparta de esta insistencia. Hace unos días el presidente  Evo Morales consiguió que el Tribunal Constitucional aprobara un decreto para definir la reelección indefinida en el país.

Por su parte, Ecuador refleja “una competencia  del dominio de la política en ese país entre Correa  y Moreno”,  según el internacionalista.  “Todo esto de una manera u otra afecta el desenvolvimiento de la vida democrática en la región” puntualiza Romero.

Derecho interno infringido

Los cambios que puedan hacerse en la Constitución  de un país para alterar las medidas  electorales del mismo, y llevar adelante los procesos de reelección, o dictámenes de un Tribunal Supremo “son de derecho interno, y la comunidad internacional solo puede presionar más no cambiar el estatuto electoral porque sería un elemento claro de injerencia”, asegura.

Un personaje que permanece en el poder de un país bajo el dictamen de la reelección despliega subversión en algunas partes sociales e “impide la posibilidad de circulación de las elites y  lleva a convertir la política en un tema de personalismo que le ha hecho mucho daño a América Latina”, afirma Romero.

“La materia electoral es factor de derecho interno de un país y no está sujeta al derecho internacional. No se ha desarrollado a tal punto de pensar que la comunidad internacional  pueda en un momento dado definir para bien o para mal el tema de la reelección”, concluye Romero.

El analista político Carlos Alberto Montaner declaró en una ocasión para la cadena CNN que “una república constitucional no es exactamente una democracia electoral mayoritaria”. Los mandatarios se ven obligados con la no reelección a hacer lo mejor posible pues no tendrán una nueva oportunidad para remendar las fallas, determina el analista.

Acerca de Reynoso

También ver

Papa Francisco inicia periplo de una semana por Chile y Perú

El papa Francisco inició este lunes un periplo de una semana por Chile y Perú, cuyos …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: