Home / ANALISIS / El  Poder Judicial dominicano  (1 de 2)

El  Poder Judicial dominicano  (1 de 2)

El Poder Judicial en la República Dominicana pasa por uno de sus peores momentos de la historia del país en los últimos cien años.

Por:  Paulino Antonio Reynoso (Toño)

“La sociedad dominicana tiene que rediseñarse porque está desarticulada, hay mucha violencia y parecería que la justicia no funciona”P. José Victoriano, sacerdote jesuita.

Se habla de la crisis profunda por la que atraviesa el Poder Judicial dominicano. Eso no sólo es verdad. Además de ser verdad es una verdadera tragedia y ya la estamos sufriendo. Pero lo cierto es que no hay cambios profundos en este poder del Estado hasta que no se produzca un cambio profundo en todos los estamentos de la sociedad dominicana. Y muy particularmente en el Poder Ejecutivo.

“El Poder Judicial es uno de los tres poderes del Estado que conforman el gobierno de la nación. Su función consiste en administrar justicia, de manera gratuita, para decidir sobre conflictos entre personas físicas o morales, en derecho privado o público, en todo tipo de procesos, juzgando y haciendo ejecutar lo juzgado. Su ejercicio corresponde a los tribunales y juzgados determinados por la ley”. Así se puede leer en la página web de la Suprema Corte de Justicia.

El Poder Judicial en la República Dominicana pasa por uno de sus peores momentos de la historia del país en los últimos cien años.  Miremos un sólo hecho. El presidente actual de la Suprema Corte de Justicia (SCJ) era, o es, parte del mismo bufete de abogados del que en el momento de su elección era presidente de la República, esto es, de Leonel Fernández. Ese simple hecho nos puede orientar por dónde y hacia dónde marcha la justicia en este país.

Igual que el PLD (Leonel y Danilo), Trujillo se había consolidado en el poder en el año 1940. A diferencia del PLD (Leonel y Danilo),  Trujillo había logrado la recuperación económica de la nación, y sus trampas políticas, al igual que el PLD (Leonel y Danilo), con una falsa vestimenta de legalidad lo había convertido en el dueño absoluto del país, en una especie de caricatura hitleriana.

El “generalísimo”? Trujillo disponía del control total de todos los estamentos del poder. A imagen y algunas semejanzas del PLD (Leonel y Danilo). Igual que hoy, las actuaciones de los miembros del Congreso y del Poder Judicial eran ordenadas por el Dictador. Igual o peor ocurre hoy. En la Era estas cosas se hacían como simulacro de independencia y con visos de legalidad. Hoy dos faraones deciden todo y como ellos indiquen se ejecuta todo. ¿Creen que puede ser más dramático el momento por el que pasa el Poder Judicial?

Razones de sobra tenía el filósofo griego Aristóteles cuando decía que: “Un Estado es gobernado mejor por un hombre bueno que por unas buenas leyes”. Seguimos en la próxima entrega.

*El autor es un ex-candidato presidencial y escritor dominicano.

About Paulino Antonio Reynoso

Check Also

“Camino Real” en Señales TV

Por Euri Cabral Desde que fundamos el canal Señales TV, en abril del 2014, hace …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *